Manifestaciones ante la barbarie 21/02/2012

 

Compromiso ciudadanoEstudiantesHartazgoLuis VivesMovilizaciones

No parece que por el momento vayan a existir enfrentamientos. Hoy han puesto el bozal a los canes.

Más “cientos” de manifestantes. La grabación está editada para reproducirla al 200% de velocidad. Cientos… sí, pero casi de miles.

Según la mayoría de “informativos” esto son “cientos” de manifestantes.

Estación del Norte e IES Luis Vives

Valencia ahora (C/Colón)

Si usted me ataca yo me defiendo. Porque somos “el enemigo”

Comentario de David Kether

David_kether dice:

Un medico internista en hablar por hablar de Cadena Ser, denunciando que la noche pasada la policía robaba literalmente información sobre los pacientes, que se les ha impedido hablar con la prensa, que se han falseado datos, y que hay muchos más heridos de los que se dicen. Da muchos datos suyos como hospital, donde vive, su turno, como para que nos lo podamos creer. Ha hablado con la dirección del hospital para denunciar la situación.

———————————
Anoche en “Hablar por hablar” (Cadena Ser) un medico de urgencias de Valencia informaba de que, a la salida de las curas, la policia quitaba a los heridos el parte de lesiones. Incluso denuncio que entraron y se llevaron los del medico, que entre otras cosas son confidenciales.

Hablar por hablar : 21-02-2012
http://www.ivoox.com/hablar-hablar-21-02-2012-audios-mp3_rf_1061588_1.html

AQUI EL CORTE EN DONDE DA EL TESTIMONIO EL MEDICO:
http://www.goear.com/listen/3f9d3f8/testimonio-de-un-medico-valenciano-en-hablar-por-hablar-el-pequeno-carlos

AQUI ESTOY HACIENDO UNA RECOPILACION DE LO OCURRIDO EN VALENCIA.
http://foro.redjedievolution.com/viewtopic.php?f=72&t=39&start=52

Anuncios

El precio a pagar

diariodemallorca.es » Opinión

CAMILO JOSÉ CELA CONDE En el corazón del Imperio, frente a las Casas del Parlamento y con la abadía de Westminster a mano derecha, se levanta la estatua con la que los ciudadanos del Reino Unido honran a Winston Churchill. Cabría preguntarse qué es lo que pensarán los jóvenes al contemplar el bronce que representa, de forma lamentable, a un anciano decrépito. El Churchill de verdad no fue ése. En un pueblo que tiene en su monarca –rey o reina– la representación más alta de la idea de patria, Churchill eclipsó a un Jorge VI cuya figura ha necesitado de la ayuda del cine para ganar algo de popularidad. Y los cimientos del fervor popular los forjó Winston Churchill prometiendo a los británicos, a título de toda recompensa, sangre, sudor y lágrimas. Dio por supuesto que entenderían el mensaje implícito: ése es el precio que había que pagar por la libertad en uno de los momentos más difíciles por los que pasó el Reino Unido.
Churchill no fue el primero en utilizar el mensaje pero sí el que más réditos sacó de él. Tantos como para que, setenta y dos años más tarde, Mariano Rajoy haya utilizado una fórmula semántica muy parecida para justificar las medidas tomadas nada más estrenar su cargo; en la España de hoy, los sacrificios son necesarios. Pocos dudan que en nuestro país y fuera de él hay que arrimar el hombro en estos tiempos pero, ¿para qué? Lo que Churchill pidió a sus ciudadanos era un esfuerzo común en la lucha contra la barbarie nazi. ¿Cuál es el objetivo ahora?
Esta crisis cuyo origen se conoce de sobras ha ido derivando por derroteros que escapan al sentido común. Si lo que falló es un sistema financiero sostenido por la especulación y la desmesura, parece lógico que las medidas a tomar habrían de pasar sobre todo por el saneamiento de ese pilar de la economía global. Pero la refundación del sistema capitalista que anunció en su día otro presidente, Sarkozy, ha quedado en nada sustituyéndose poco a poco por otra operación distinta. De lo que se trata en realidad es de nivelar las cuentas del Estado acabando cuanto antes con el déficit de la deuda pública que unos administradores incompetentes, por decirlo de la manera más suave, han llevado hasta límites insostenibles.
El precio a pagar del paro gigantesco, el despido fácil, los sueldos mermados, la sanidad en trance de derribo y la educación al borde de la tumba es enorme. Pues bien, ¿para qué? ¿Para nivelar unas cuentas confusas y sujetas a unos mecanismos mercantiles que suponen un paraíso a beneficio de los especuladores? ¿Es ése el equivalente de la libertad que se nos ofrece ahora? Y si es así, ¿de qué libertad estamos hablando?
Tras agradecerle los servicios prestados, los británicos echaron, nada más ganada la guerra, a Churchill. Pero le levantaron una estatua. Me pregunto si quienes manejan los hilos de nuestras esperanzas de hoy creen que pasarán de la misma manera a la Historia. Porque deberían hacérselo mirar si dan un sí por respuesta.

Cinco días de Huelga General

 

Sociedad | por Carlos

Manuel F. Trillo. Insurgente. 19.2.2012

Cinco. Sí. Cinco. Un día de Huelga General ya está amortizada por el Gobierno fascista del Partido de la Patronal (PP). Se ríen de un día de huelga. Se mueren de la risa, porque saben que ahora están en la cresta de la ola, que las medidas radicales se toman en los días siguientes a entrar en el Gobierno. Así lo hizo Zapatero con la retirada de las tropas de Irak, luego se cagó y mantuvo las tropas en Afganistán y para colmo participó en la invasión y destrucción del único Estado que mantenía derechos sociales y educativos por encima los Estados africanos y de muchos europeos, Libia. La medidas que haya que aplicar se aplican de inmediato dicen los gobernantes.

En este caso no es la guerra, que la guerra le viene bien al Santo Poder, sino los derechos de los trabajadores, y en quince días redactan un REFORMAZO laboral que supone en realidad un Golpe de Estado. Quizás pudiera parecer exagerado si no fuera porque resulta hasta chusco –pues se dice que la convalidación del Decreto Ley lo harían el 23F-, un Golpe de Estado a la clase trabajadora. Y trabajadores somos todos le pese al pijo que lleva corbata y gana 3.000€/mes o la pija de botines y pantalones de pitillo con chamarra de ante y melena al viento con 3.000€/mes. Todos los asalariados los son. También los funcionarios de carrera, y si alguno de estos funcionarios creen que están a salvo que se lean muy despacio en art. 85.2 de la Ley del EBEP de 2007. Estamos en pleno capitalismo, siempre lo estuvimos, pero es que ahora son peor que las hienas, y arrancan los derechos laborales a dentelladas y con esa sonrisa y esa risa propia de estas alimañas.

Me preguntó uno que era mileurista si él podía ir a la huelga General de cinco días. Le hice los cálculos. Si ganas 1.000 netos significa que tienes un salario bruto sobre los 1.300€ (15%IRPF +6,80% SS). Si se hiciera el descuento por día, y es lo que corresponde, por cada uno te descontarían 43,3 €, que multiplicado por 5, tendrías un descuento este mes de 216,5€.

-Entonces la huelga de cinco días me cuesta 216€, y tengo que vivir con menos de 800€. Eso no es posible. Te hago los cálculos. Tengo una letra del coche, tengo una hipoteca, entre ambos se llevan los 800€, y ¿de qué como ese mes?

La razón de por qué no se apoyaría masivamente la huelga de cinco días radica en la hipoteca y en la letra del coche. Le han atrapado. Sin embargo, si tenemos en cuenta que cada día de huelga la patronal pierde 37.500 millones de €, entonces podríamos ver que la inversión de los 216 € del mileurista ha salido rentable. Pues al tercer día de huelga cuando la patronal lleve sin ingresar 90.000 millones de € le dirá su mayordomo –el Gobierno de Rajoy- que retire el decreto ley, y que nos sentemos a negociar el marco de las relaciones laborales.

Por otro lado el mileurista en su empresa, como no se ha movido, no ha combatido, y con el miedo a perder los 216€ que le hubiera costado este mes, resulta que ya le han despedido por “improductivo”, un despido objetivo. Vaya. El hombre llevaba 10 años en la empresa, y ahora se encuentra con que el patrón le dice –porque le da la gana decirlo, pues a nadie le tiene dar cuentas- que le baja el salario, y él que se ha puesto insolente y le ha dicho que eso no puede ser, el patrón le dice que se lo baja hasta SMI 641€ brutos), lo que supone que tendrá el mes que viene un neto de 580€. No quería invertir en una huelga de cinco días 216€, que dijo descabellada –hasta improperios se escucharon- y el mes que viene, o el siguiente (en breves momentos comenzará el espectáculo) el patrón ante semejante agresión a sus derechos, dice que no puede aceptar la rebaja de salario y que se va. Era un órdago, pero jugaba a chicas el mileurista, pues el patrón le dio una indemnización de 20 días por año hasta un máximo de 270 días de salario.

-Adiós chico, ahora los derechos son míos, porque aunque hayas votado PP no te enterabas de que son de los nuestros. Ahí tienes tus 20 días, y como llevas en la empresa 20 años, te llevarás el premio: 270 días

-No, 20 por 20 son 400 días.

-Jeje, son 270. ¿Te vas o te quedas con el salario que te he dicho?

Aquí caben varios finales que dejo al gusto del lector….

Pero quizás no sepas que te podrán despedir porque has faltado al trabajo durante 9 días en dos meses justificadamente (20 días por año), o dos bajas o más que sumen 23 días en un año si ninguna de ellas ha superado los 21 días. Has ganado una oposición en la Administración como personal fijo, basta que haya carencia presupuestaria sobrevenida en tres meses consecutivos. Te pueden cambiar de categoría dentro del mismo grupo profesional y rebaja de salario, no se puede impugnar, no hay derecho de demanda ni a extinción voluntaria del trabajo con indemnización. El patrón podrá bajar el salario a toda la plantilla, subir las horas de trabajo, y cambios de turno a capricho, si no estás de acuerdo te puedes ir con una indemnización de 20 días año/máximo 9 mensualidades. Te pueden despedir por causa disciplinaria aunque sea inventada. Si demandas a la empresa esta pagará la indemnización por improcedente 33 días/máx. 24 mensualidades, pero al patrón “se la pela” que demandes, porque ya no tiene que pagar los salarios de tramitación. Los convenios tienen de vida –si no se renuevan ahora- hasta el 12 de febrero de 2014, a partir de ahí el patrón pondrá el salario que le apetezca (¿650€?, por ejemplo). La empresa se autoriza un ERE a sí misma.

Y hay más, mucho más.

En resumen, sea cual sea el final de este trabajador –el que sea, y que gana mil €-, lo cierto es que no ha sabido ni tan siquiera ser egoísta e invertir aquellos 216€ en una HUELGA GENERAL DE 5 DIAS.

Es la fiesta del Carnaval.

Señor Arcadio, hoy es la fiesta,
Es la fiesta del Carnaval.
Estalla al sol como una orquesta
Toda su cháchara jovial.
Lindos están el mar y el cielo;
Fermentan sátira y tonel;
La mosca azul detiene el vuelo
En tu saliva de hidromiel.
Traza mi castañuela intrusa
Un loco vals sobre el tapiz,
Y mi ligero pie de musa
Un arco bajo tu nariz.
Mi vino es pálido y valiente
Como un héroe, y va también,
El flaco pollo decadente
Frito en mi mágica sartén.
Mi sartén, reina de las ollas,
Porque es la luna —gran perol—
Donde frío como cebollas
Cráneos sabios en luz de sol.
Ven, que en la danza, las parejas
Te darán sitio principal,
Porque tus plácidas orejas
Son la mitra internacional.

 

Leopoldo Lugones